Facebook Twitter Google +1     Admin

Los lodos generados por las obras, otra fuente de problemas

El exceso de agua dulce es un motivo de preocupación para los parquistas de Carril. Pero en el país de la lluvia eterna, los productores que tienen sus viveros en la desembocadura del Ulla han ido acostumbrándose a esa amenaza dulce. Sin embargo, este año hay otros motivos de preocupación. El incremento del caudal del río no solo inundará de agua dulce la zona de Carril, si no que arrastrará hasta el fondo de la ría de Arousa lodos y otros restos procedentes de las obras que se están realizando tanto en el cauce del río como en las inmediaciones de sus márgenes. Además, señalaba ayer José Luis Villanueva, «estánse facendo dragados no porto». Ese conglomerado de obras «tamén nos preocupa, e moito, polas repercusións que poidan ter sobre os nosos parques».

Fuente: La Voz de Galicia

10/12/2009 11:54 agrupocarril #. ARTICULOS

Comentarios » Ir a formulario

No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.

(opcional)