Facebook Twitter Google +1     Admin

Lazareto suspende su encierro tras cuatro horas y queda a la espera de la Xunta

20100126100305-1.jpg

Lo que iba a ser un «encierro permanente» de la asociación de marisqueo a pie Lazareto se quedó finalmente en un breve encierro y la huelga de hambre anunciada, en un arma a utilizar en una ocasión mejor.

Durante la pasada semana, los portavoces del colectivo habían asegurado que no escatimarían recursos ni métodos para protestar por lo que ellos entienden como «justo», que no es otra cosa que lograr puestos de trabajo para todos los asociados mediante la validación de los permisos de extracción.

Llegado el día de ayer, en el que se daba el pistoletazo de salida a la nueva fase de las quejas, cerca de una treintena de manifestantes se encerraban en las dependencias de la cofradía de Carril. En la fachada principal del edificio lucía una pancarta en la que se reinvindicaban sus peticiones y los ánimos se caldeaban por momentos.

Alrededor de las diez de la mañana se reunieron en el edificio social para comenzar con la concentración, pertrechados con material y utensilios, aunque cuatro horas después abandonaban la sede y firmaban una paz parcial con el patrón mayor, Fernando Franco.

La brevedad del encierro y la inexistencia de la huelga de inanición se explican por el encuentro que mantuvieron los integrantes de Lazareto con el patrón a las dos en punto de la tarde. En esa reunión, que duró escasos minutos, se planteó la opción de plantear sus peticiones a instancias mayores y buscar así una solución definitiva que permita el fin de las protestas y puestos de trabajo para los mariscadores en situación de desempleo.

Dos reuniones, en breve

Se confía en que en los próximos días se celebren dos reuniones que arrojen luz a este asunto. La primera será con el cabildo, en la cofradía carrilexa. En ella se le planteará la situación y las peticiones y exigencias del colectivo.

La segunda tendrá que ser con responsables de la Xunta de Galicia, que es el organismo de mayor responsabilidad en todo esto.

Si todo sale según lo previsto, a finales de esta misma semana se podría llevar a cabo la primera de ellas, y a principios de la próxima, la segunda, quizás en Santiago.

A estas dos citas, y a lo que se pueda sacar en limpio de ellas, se aferran ahora los manifestantes, que de momento han optado por abortar cualquier tipo de protesta o concentración, ya que pretenden no enturbiar el proceso negociador y confiar que de una vez por todas se logre un consenso.

Fuente: La Voz de Galicia

26/01/2010 10:03 agrupocarril #. sin tema

Comentarios » Ir a formulario

No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.

(opcional)