Facebook Twitter Google +1     Admin

La Ameixa cuantifica en 2.500 euros el arreglo del paseo marítimo

Tramitarán de inmediato con Costas los permisos para poder hacer las obras

«Non podía ser noutro lugar». Así iniciaba ayer José Luis Villanueva, patrón mayor y máximo responsable de la organización de la Festa da Ameixa, una rueda de prensa convocada en el paseo marítimo de Vilagarcía, justo al lado del socavón abierto en el mismo por uno de los camiones que, el pasado fin de semana, intentó en vano montar la verbena de la orquesta París de Noia. El mismo lugar elegido por el alcalde, el lunes por la mañana, para hablar sobre esta cuestión, fue el escenario buscado por Villanueva para darle réplica.

El patrón mayor empezó haciendo un repaso de los daños registrados. «Dende o noso punto de vista, o que hai que lamentar é que non se puidera celebrar a verbena», dijo. «O resto dos danos non son tan cuantiosos como os que nos causou o Concello á hora de poñer esixencias», dijo. Y mostró el presupuesto que ya maneja la organización: tapar el socavón, rellenando el hueco con una capa de hormigón de diez centímetros y colocando pavimento de pizarra; reparar la rampa de acceso a la playa colocando tableros nuevos y vigas de amarre; y allanar la arena supondrá una inversión total de 2.490 euros. La cantidad, dice Villanueva, «non é significativa». Las obras, tampoco, y la organización está dispuesta a acometerlas en cuanto reciban el visto bueno de Costas. «Sen a súa autorización non podemos facelo, pero en canto a teñamos farase a actuación», argumenta el responsable de la organización de la Festa da Ameixa. ¿Quién se hará cargo de pagar esos trabajos? «Nós somos os responsables diante de Costas, e a nós nos toca asumilo. Logo será cuestión de falar coa empresa», la París de Noia, para la que Villanueva no tuvo más que elogios. «A orquestra ten a mellor das vontades. É nestas situacións onde se ve se a xente ten valores. Ogallá puideramos dicir o mesmo do Concello».


Reconoce Villanueva que, en el fallido operativo del domingo, no se colocaron láminas de hierro protegiendo el pavimento. Señaló que había sido imposible encontrarlas y que el Concello estaba al tanto de ese extremo. También indicó que las planchas se iban a situar en la zona prevista para que los camiones cruzasen el paseo, pero no en la playa, donde se enterraron los trailers, ni en la parte del paseo en la que acabó abriéndose un socavón. Hasta ahí habían llegado los operarios de París de Noia intentando rescatar los camiones de la orquesta.


Repetir el conciertoPara el prestigioso grupo musical, actuar en la playa es un reto y un estímulo, según ellos mismos reconocieron en un comunicado de prensa emitido esta semana. En él se mostraban dispuestos a fijar una nueva fecha para esa actuación. Los organizadores de la Ameixa no saben si aceptarán o no esa propuesta: habría que volver a poner a todo el mundo de acuerdo. En cuanto a la logística, «se tomarían todas as medidas» para que lo que ocurrió el domingo no se repita. En todo caso, Villanueva insiste en que el alcalde no estuvo a la altura de las circunstancias. Ni el propio domingo, cuando «despois da alarma creada non mandou a ninguén aquí», ni en todo el conflicto desatado con la Festa da Ameixa. «Aquí hai un Concello e un pobo que non se entenden; Carril tamén é Vilagarcía e non se merece o trato que está a recibir», sentenció el patrón, tras «botar de menos sensatez e altura de miras» en Varela.


«Xa o dicimos hoxe: para o ano, queremos a festa a terceira fin de semana de agosto»Este año, la Festa da Ameixa cumplía 25 ediciones. Era una fecha señalada, pero la efeméride acabó oscurecida por el enfrentamiento entre organización y Concello. La disputa arrancó por la fecha elegida por los organizadores para el evento: el tercer fin de semana de agosto, coincidiendo con el Combate Naval, el desfile de carrozas y el festival de As Revenidas. Para que el año que viene no se repita «este culebrón», la organización de la fiesta gastronómica carrilexa ha decidido informar de inmediato y por escrito al gobierno local de que «para o ano queremos facela de novo a terceira fin de semana de agosto».

Una vez sorteado el debate sobre la fecha, la tensión viró hacia la organización de la verbena en la playa, un entorno que los responsables de la celebración consideran ideal para eventos de este tipo. «As imaxes que deixaría serían unha gran promoción para o noso produto, para Carril e para toda Vilagarcía», aseguraba ayer Villanueva. El gobierno local se manifestó, desde el principio, contrario a esa ubicación. Así lo recordó el lunes el alcalde, Alberto Varela, quien explicó que «temíamos que pasase o que finalmente pasou».La tensión fue evidente en el acto de la Ameixa, en el que el gobierno local no puso, según los organizadores, ni demasiados medios, ni demasiado cariño. A ese respeto, Villanueva quiso evitar ayer valorar las críticas del responsable de protocolo del Concello. «Nós respectamos moito aos traballadores municipais. Eu teño a atención posta no alcalde, el é o que ten que responder e dar a cara».


Fuente: La Voz de Galicia



Comentarios » Ir a formulario

No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.