Facebook Twitter Google +1     Admin

Villanueva acusa a Rañeiros de acosar a la cofradía de Carril y de discriminar a sus socios

20200107194422-975b502a-5616-41be-81a1-61461c908488.jpeg

El patrón mayor carrilexo ha enviado sendas cartas a la Xunta, a quien pide que «ponga orden» en este Puede que hayamos cambiado de año, pero hay conflictos que no caducan. Es el caso del litigio abierto entre la cofradía de Carril y la asociación Rañeir@s Ría de Arousa, que gestiona los tres principales bancos de libre marisqueo de la ría. El pósito carrilexo ha enviado varios escritos a la Consellería do Mar en los que pide a esta que tome medidas contra la situación de «acoso» a la que asegura está siendo sometida su cofradía, y a la discriminación que a su juicio padecen varios rañeiros carrilexos que no quieren utilizar la tarjeta Xesmar implantada por la asociación para agilizar los trabajos de control de barcos y capturas en Os Lombos.
La cartaEl 24 de diciembre, día de Nochebuena, se enviaba a Santiago un escrito en el que José Luis Villanueva exponía «la situación de acoso que la cofradía de Carril está sufriendo por parte de la asociación Rañeir@s Ría de Arousa». Adjuntaba como prueba de la misma un escrito enviado a su atención por el presidente de dicho colectivo, el isleño Juan Rial Millán. Ese escrito comienza recordando que la gestión de parte del libre marisqueo ha sido delegada por la Xunta en la asociación. «Para elo, foi e é necesario reclamarche a vosa vontade expresa manifestada, por escrito, de maneira clara, que sexa demostrativa da intención da túa entidade e dos socios de integrarse no citado plan, cumprir coas prescripcións que se establezan por esta asociación, e contribuír activamente ao mantemento dos gastos e inversións para o desenvolvemento do plan», dice la misiva. Toda vez que aún no se ha cumplido el trámite, y dado que el plan de trabajo incluye que los mariscadores aporten el 1 % de sus ventas, se requiere del pósito carrilexo tres cosas: que remita su compromiso de aceptación del plan de gestión; que se remita la «documentación acreditativa oficial acerca das embarcacións e armadores que foran despachadas para zonas de libre marisqueo incluídas no noso plan», y que «remitas a documentación formal que acredite o cumprimento do plan financieiro», esto es, el pago del 1 %. «No tiene obligación»«Dado que esta cofradía no está adherida al mencionado plan de gestión, entendemos que no tiene obligación de acceder a las exigencias de la asociación», escribe Villanueva a la Xunta. «Si cualquiera de los miembros de la cofradía de Carril ejerce el marisqueo en zonas bajo tutela del citado plan y pide documentación para presentársela a Rañeir@s, la cofradía no tiene problema en facilitársela», pero «de forma individual a cada marinero y no a terceros ajenos a la cofradía». Y recuerda Villanueva que «es responsabilidad de cada marinero a título individual el cumplir con el citado plan de gestión si ejerce el marisqueo en sus zonas, pero no es responsabilidad de la cofradía, que ni está integrada en dicho plan, sino que lo tiene recurrido».

Los mariscadores que no tienen tarjeta Xesmar deben aguardar para pasar los controles en el marSegún el relato realizado por el pósito carrilexo, «el pasado 12 de diciembre, unos socios de la cofradía de Carril que estaban faenando en la zona gestionada por Rañeir@s se presentaron, con el marisco extraído, en el punto de control, en el que se encontraban dos gardapescas». «Les pidieron la tarjeta Xesmar; los mariscadores les respondieron que no la tenían, y entonces les dijeron que tendrían que esperar a que pasasen por el punto de control todos los demás mariscadores que sí la tuviesen, y que posteriormente les atenderían a ellos, a eso de las dos de la tarde». Aseguran desde Carril que en aquel momento había básculas libres y que los mariscadores en cuestión, vista la situación, «fueron directamente a la lonja a registrar su marisco». «Cabe significar, que aquella mañana había un fuerte temporal que hacía aún más penosa esta injustificada espera en el punto de control», relatan desde Carril, desde donde piden a la Xunta que «adopte medidas contra los citados gardapescas» y frente a quienes «les hubieren ordenado actuar desta forma, evidentemente coactiva y discriminatoria», y que «abra un expediente sancionador frente a la asociación que gestiona el plan».

El presidente de ese colectivo, el isleño Juan Rial Millán, asegura que son muy pocos los mariscadores que están faenando sin la tarjeta de Xesmar, un dispositivo que agiliza los trámites de control que hay que desarrollar en el mar. «Deuselle tempo de sobra a todo o mundo para facela. Calquera que a solicita tena no prazo de tres días, e alivia moitísimo o traballo na batea de control», e imprime velocidad y exactitud a la transmisión de los datos que la Xunta reclama: horario de cada barco y capturas realizadas. Asegura que los mariscadores a los que alude Carril, que en varias ocasiones se han marchado sin pasar el control, han sido sancionados por incumplir las normas del plan de trabajo.

Fuente: La Voz de Galicia

07/01/2020 19:44 agrupocarril #. ARTICULOS

Comentarios » Ir a formulario

No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.