Facebook Twitter Google +1     Admin

Las intensas lluvias abocan al marisco de los parques de Carril a un alto riesgo de mortandad

20091208102737-p002genn01-1-1-.jpg

Las intensas precipitaciones del fin de semana ponen a la producción de los parques carrilexos en una situación de grave riesgo, sobre todo tras una semana de bruscos descensos de la salinidad que ya provocaron las primeras mortandades de almeja babosa en los viveros de la zona de O Bao. La preocupación entre los propietarios de viveros es máxima, conscientes de que una riada a estas alturas supone la pérdida de la campaña de Navidad y una parte importante de las de inicios de 2010. El temor a las peligrosas riadas llevó a una parte importante de los parquistas a extraer de sus viveros buena parte de su bivalvo en tamaño comercial para venderlo antes de que cayese víctima de las riadas.

“En Carril estamos todos expectantes”, reconocía ayer el patrón mayor de la Cofradía carrilexa, Fernando Franco. Las intensas lluvias caídas en el fin de semana pueden suponer una nueva vuelta de tuerca para la ya delicada situación en que se encuentra el marisco en buena parte de los viveros de cultivo de Carril.

A finales de la semana pasada, se había detectado un importante descenso de la salinidad, que se tradujo en mortandad de almeja babosa (la más sensible entre los bivalvos cultivados en los viveros) en algunos parques de O Bao.

El fin de semana, que vino acompañado de intensas precipitaciones, aumentó la preocupación entre los parquistas, que ven en esta aportación de agua dulce en estas 48 horas un elemento que puede incrementar la mortandad en los viveros.

 

A tener en cuenta > La preocupación es máxima entre los parquistas, pues se puede estar en un efecto similar al de las riadas, con mortandades importantes de bivalvos e ingentes pérdidas económicas.

La principal especie afectada por el brusco descenso de la salinidad es la almeja babosa (la más sensible a estos escenarios), aunque desde el sector carrilexo recuerdan que de caer aún más la salinidad, la mortandad afectaría al resto de especies cultivadas en los viveros, como la almeja japónica y el berberecho.

En los últimos años, los parquistas sufrieron diversas riadas, con sus consiguientes efectos de pérdidas económicas de gran calado y efectos negativos en la economía carrilexa.

Las lluvias producidas en este find e semana en la comarca arousana han supuesto una preocupación a mayores entre los parquistas de Carril, cuyos bivalvos en buena parte de los viveros estaban debilitados por el descenso de la salinidad. “Fai falta uns días para comprobar a incidencia, porque a ameixa non m orre de golpe, pero o certo é que a situación non é da máis favorable”, señalaban en la mañana de ayer desde la Cofradía “Santiago Apóstolo” de Carril.

Por ello, las próximas 48 horas serán cruciales para el sector de los parquistas carrilexos. De morir buena parte de la producción de los viberos, esto supondría poner punto y final a una campaña como la de Navidad, de gran importancia para este sector.

Hay que recordar que en torno a unas 600 familias viven de los parques de cultivo de bivalvos de Carril.


Fuente: Diario de Arousa

08/12/2009 10:27 agrupocarril #. ARTICULOS

Comentarios » Ir a formulario

No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.

(opcional)