Facebook Twitter Google +1     Admin

Las lonjas arousanas recuperan el pulso y facturan 48,8 millones hasta septiembre

20141020095621-1.jpg

Pese a la crisis y los problemas generales con la falta de recurso, las cifras de las rulas arousanas revelan en lo que va de año una mejoría respecto a ejercicios anteriores. Y es que hasta septiembre, los datos recogidos en el portal oficial de Pescadegalicia revelan una facturación de 48.808.316 euros con un total de 27.782.288 kilos de producto vendido. Una cifra superior a la registrada el pasado año cuando se facturó 46. 839.900 euros y se comercializaron 26.217.259 kilos de pescado y marisco.
La recuperación es evidente y está encabezada por lonjas como Cambados, con una facturación de 4,4 millones, la mejor de lo dos últimos años; la isleña, con 3,8 millones o la de Vilanova, con 1,8 millones durante los primeros nueve meses de este año.
En otras rulas las cifras son más discretas, pero también positivas como es el caso de la lonja de Riveira que ha logrado invertir la tendencia de los últimos meses. Mientras que otras se mantienen con pequeños repuntes en los datos económicos como la de O Grove, Vilaxoán, A  Pobra o Aguiño.
Las cifras siguen siendo preocupantes en Carril donde la facturación de la lonja cayó en 1,3 millones de euros hasta septiembre. Los problemas con las riadas y con la falta de marisco en sus concesiones está suponiendo un importante problema para una lonja cuya principal actividad procede del marisqueo y de los parques de cultivo. Tampoco Rianxo presenta unos buenos datos hasta septiembre aunque la caída es más discreta, con una caída de 300.000 euros.
Ante este panorama donde las cosas parece que no se enderezan para algunas rulas todas las ayudas son pocas. En estos momentos parece que el sector está en manos de la climatología.
Desde algunas administraciones como la Diputación de Pontevedra ha puesto en marcha una serie de ayudas con el objetivo de mejorar las instalaciones de los mismos y regenerar, especialmente, los bancos marisqueros después de las intensas riadas sufridas este invierno y que ha dejado casi a cero las explotaciones de las distintas cofradías. Es precisamente a esta actividad a donde se van a destinar la mayor parte de los 192.970 euros que aporta el organismo provincial a las cofradías de Cambados, Carril, A Illa y también O Grove.
En cuanto a los precios medios del producto las cifras se han incrementado en torno al euro, según los datos manejados en el portal Pescadegalicia.
La lonja que presenta la mejor cotización media es Cabo de Cruz, 12,27, seguida de la Cooperativa Ría de Arousa, 10,77 euros.
En definitiva, las cifras manejadas durante este periodo revela que las rulas ya han tocado fondo en la mayoría de la Ría de Arousa y comienzan a repuntar tanto en los precios como también en la facturación de producto. Las lonjas como Carril que viven casi exclusivamente del marisqueo siguen todavía sin lograr ese repunte.

A la espera de un milagro que salve la campaña

Las previsiones sobre la campaña de libre marisqueo no eran buenas en la Ría de Arousa y los peores pronósticos se cumplieron. La falta de marisco procedente de uno de los principales pulmones de la Ría de Arousa es ya una realidad. El número de embarcaciones que acuden a la campaña son cada vez menos y los marineros saben que los milagros no existen y que la posibilidad de error sobre los futuros datos es nula. Con apenas cuatro días de trabajo, los patrones de toda la Ría de reunían en Carril para constatar la debacle y certificar que la campaña de libre marisqueo de este año va a tener poco recorrido. De hecho, los responsables de todos los pósitos de la Ría de Arousa en Carril ya han acordado una serie de propuestas que trasladarán a la Consellería do Mar. Entre estos planteamientos se encuentra el cierre de Os Lombos do Ulla en donde en los últimos días ha quedado claro que el recurso no cubre ni mínimamente los gastos a los que debe hacer frente la embarcación. La idea es aprovechar este cierre para iniciar la regeneración del banco, que hasta hace unos años era el pulmón de Arousa. Y es que cerca de 800 embarcaciones y en torno a 1.600 familias viven directamente de este banco durante los meses que dura la campaña de libre marisqueo. El cierre de Os Lombos supondrá dejar sin actividad a una gran parte del sector de a flote arousano por lo que los patrones piden también a la Consellería do Mar una línea de ayudas.  

Fuente:Diario de Arousa


20/10/2014 09:56 agrupocarril #. ARTICULOS

Comentarios » Ir a formulario

No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.